abril 12, 2024

Radio en vivo

Una vez más, Bruna Wan se niega a pagar a su funcionaria lo que por ley le corresponde

Compartir:

Los datos indican que la empresaria fue citada para audiencias conciliatorias en tres oportunidades, pero haciendo gala de su prepotencia no se presentó a ninguna. La exempleada, una madre soltera, dijo a La Clave que solo quiere cobrar los beneficios que le corresponden.

La denunciante es Vanessa Paola Ledesma González (23), quien se desempeño como cajera en el Shopping Lion desde mayo de 2019 hasta el miércoles 6 de marzo de 2024, es decir, durante 4 años y seis meses.

Ese día, Bruna Wan citó a Vanessa en su oficiona y allí le comentó que por política de la empresa se veía obligada a despedirla antes que alcanzara los cinco años de antigüedad. Le prometió un pago de G. 12 millones y que luego podría volver a trabajar en la firma. Como la afectada tiene un bebé de apenas un año a quien alimentar aceptó la propuesta de su jefa. Sin embargo, días después la llamaron a la oficina para pagarle sus beneficios, y solo le quisieron pagar G. 8 millones, 4 menos de lo que le habían prometido, alegando que el preaviso no incluía, ya que ella quiso “renunciar”.

NO ACEPTÓ

Vanessa Paola Ledesma González no aceptó dicho monto y fue hasta la oficina del Ministerio del Trabajo, Empleo y Seguridad Social, donde fue asistida por el funcionario, Félix Alberto Franco Azcona. Citaron en dos oportunidades a Bruna Wan, o quien resultare responsable de la firma Shopping Lion, en la denuncia por pago de beneficios sociales por despido injustificado de 4 años y seis meses, sin embargo, a su fiel estilo, la mujer, haciendo gala de su prepotencia y su falta de respeto a las leyes laborales en las dos oportunidades no asistió a la cita.

Durante la segunda audiencia, llevada a cabo el pasado jueves 21 de marzo, la joven madre soltera, Vanessa Paola Ledesma, se ratificó en su denuncia, y solicitó la intervención y fiscalización del Shopping Lion por el Ministerio del Trabajo, Empleo y Seguridad Social, teniendo en cuenta, que en el lugar la ley laboral es letra muerta y la mayoría de los empleados son explotados en cuanto a horario de trabajo, el pago de horas extras no existe, ni feriados trabajados. A esto se suma que la mayoría de los empleados no cuentan con el seguro social IPS.

En una entrevista con diario La Clave, la afectada dijo que no es justo perder el trabajo con por “política de la empresa. Me quedé sin dinero y sin trabajo, aparte que soy mamá soltera, y mi bebé necesita comer. Yo estoy sola”, finalizó Ledesma González.

Artículos Relacionados